Salir del Armario


Una de las decisiones más importantes por las que pasan las personas LGBT es la salida del armario. “Salir del Armario” hace que ese sentimiento interior que llevas ocultando desde hace tiempo se haga visible y por lo tanto te ayude a ti como persona a encontrarte mejor anímicamente. Cuando damos este paso muchas veces después vemos que no ha sido tan traumático como podía parecer en un principio.

A continuación voy a darte una pequeña guía, que no son ni consejos ni verdades absolutas, ya que cada persona es un mundo, pero si que puede ayudarte en cierto modo a llevarlo mejor.


1) NO MONTAR UN DRAMA DEL ASUNTO

Como he dicho anteriormente, no sabemos como va a reaccionar la gente, así que no interpretemos a nuestra manera sus reacciones. Muchas veces la persona que piensas que se lo va a tomar peor es justamente la que lo va a llevar mejor. Hay gente que al contárselo puede sentirse enfadada o avergonzada, pero también hay gente que puede sorprenderse, o sentirse orgullosa de tener un hijo/a, hermano/a o amigo/a así. Incluso a veces hacemos un favor a la gente y pueden tratar el tema que llevaban intuyendo un tiempo… nunca se sabe ;)



2) TRATAR EL TEMA CON ANTERIORIDAD

Para poder ver las observaciones de la gente, lo mejor es tratar el tema en cuestión en una conversación. Por ejemplo, una buena manera de salir del armario ante tu amigo o amiga, es comentándole que necesitas contarle un aspecto de tu vida complicado y del que tienes dudas o no sabes mucho del tema, y así tantear el asunto. Aunque muchas veces el tema suele salir de manera espontánea, así que sólo intenta buscar el momento adecuado. Si vemos que se muestra receptivo y le ves interesado sobre lo que te pasa, continúa. Pero si por el contrario, ves que la situación se vuelve tensa, intenta probarlo con otra persona o si quieres puedes cambiar de amigos, porque si un amigo no te acepta por cómo eres, eso es que muy amigo no debe de ser (a pesar de que tu pensases que lo era). Nunca debemos ponernos al nivel de la persona que no quiere escuchar, y si gritan o se alteran, tú siempre mantén el tipo, y cuenta hasta diez despacito en tu cabeza, te ayudará ;)


3) ¿A QUIÉN SE LO CUENTO?

Esto es una decisión que debes tomar por tu cuenta. Hay gente que se lo ha comentado a su mejor amigo/a porque ha pensado que podía servirle de apoyo, aunque como he dicho antes, si la amistad no es sincera, nunca tendrá valor.
También hay personas que han preferido hablarlo con alguien de su familia, su madre, su padre o su hermano/a, los cuales pueden ayudarte a tratar mejor el tema cuando llegue el momento de contárselo a tus padres.

En cuanto a tu entorno, tu instituto, tu universidad o trabajo, ahí debes ser listo y tratar el tema según el ambiente que haya. Como comprenderás, si ves que tu clase está llena de personas homófonas, lo mejor es huir, y no tratar el tema, pues puedes buscarte problemas.
La homofobía, tema del cual hablaré bastante en otros post, es por desgracia un tema muy a la orden del día y que a veces conviene hacernos pasar por heterosexual para que nuestra vida no peligre.

Tu salida del armario llegará en algún momento de tu vida (siempre y cuando te lo propongas), por eso debes tomarte tu tiempo, y examinar los motivos por los que quieres contarlo, los pros y los contras, que según cada persona pueden variar.

4) AYUDA

Si necesitas ayuda, búscala. Como primera opción puedes escribir un email a apoyolgbt@gmail.com y te contestaré lo antes posible. Te intentaré ayudar y aconsejar en todo lo posible y como no, sabes que te daré todo mi apoyo ;)

Si lo prefieres puedes pedir ayuda en asociaciones LGBT, o también pueder ir al psicólogo. El psicólogo, si no es homófono (tema que debes comprobar como en el punto 2), te ayudará y te aconsejará desde el lado más profesional. Un psicólo no es un monstuo, y el hecho de que vayas a él no significa que estés “loco” sino que quieres cambiar o necesitar cambiar aspectos de tu vida que ves que tú sólo no puedes llevar, como la ansiedad, los trastornos alimenticios, etc.

Yo recomiendo que si tienes psicólogo particular, trates con él el tema, pero sé que muchas personas no pueden permitirse el tener un psicólogo, por eso este factor fue uno de los que hizo que abriese este blog.


5) PREGUNTAS - RESPUESTAS


Muchas de las personas LGBT que han salido del armario se han encontrado con unas preguntas en común que algunas personas les han realizado cuando decidieron salir del armario. Cada persona es un mundo y cada “salida” es diferente, pero esto puede servirte por si coincides con algunas de estas personas:


a) 'Nos dices esto para hacernos daño'

Ante esto, cuéntales por qué has decidido contarselo. Si esos motivos son sinceros y basados en el amor, la mayoría de la gente puede comprender el dolor por el que estás pasando, y si no lo hacen, quizás son ellos los que necesiten pedir ayuda.

b) 'Seguro que es sólo una fase. Se te pasará cuando conozcas a la chica/chico adecuada/o.'

De ti depende debatir este argumento y dejar claro que no aceptas lo de la 'fase' y que no es algo pasajero. A veces conviene una cierta firmeza y convencimiento.


c) '¡Ay Señor! ¿qué hemos hecho mal? ¿en qué nos hemos equivocado, Dios mío?'

Trata de ser responsable del hecho de ser gay. Hay tantas teorías acerca de las causas de la homosexualidad como autores consultados. Ya sabes: desde el padre ausente hasta la genética. Conocer unas cuantas y dejar claro que no se saben las causas concretas, puede evitar que tus padres se culpen de algo por lo que no deberían culparse.

d) 'Cogerás el SIDA'

Tus padres y amigos pueden ser informados y educados de la misma forma en que ellos lo han hecho contigo. Es un buen momento para consultar el 'cómo tener sexo seguro' o las estadísticas de contagios del VIH. Quien controla la información controla el mundo...

e) 'Es un pecado... es antinatura... irás al infierno'

Pues sí... aún se escuchan cosas de este estilo, aunque ya estemos en el tercer milenio. Ante ello, el conocimiento es siempre la solución. Si eres creyente y tu religión se opone a la homosexualidad, hay grupos religiosos que intentan ofrecer apoyo espiritual e interpretaciones modernas acerca de la supuesta prohibición de la homofilia.

f) 'No podemos entenderlo. No nos cabe en la cabeza que dos hombres puedan hacer ESO'

Aquí tú puedes hacer más bien poco, ya que ya estamos tratando sentimientos y prejuicios, fruto de hace unos años…

A mí me ha pasado que he escuchado algo de esto y pensaba en mi cabeza: Pues no puedes imaginarte “eso” al igual que no puedes imaginarte a tus padres con 70 años haciendo el amor de manera salvaje xD Es exactamente igual… pero ¿a que cuesta hacerse la idea? Jajaja xD

Y es que la homosexualidad es parte de lo que tú eres, pero también una parte muy íntima y secreta de tu persona. Igual que no darías detalles de tus relaciones si éstas fueran heterosexuales, no tienes por qué darlos de tus relaciones homosexuales. Eso queda para la privacidad de cada persona (al menos, desde mi punto de vista... cada cual sabe lo que es su intimidad).

Lo único que puedes hacer es intentar desmontar sus demonios acerca de la homosexualidad, aportando claridad e imágenes positivas: desde la infinita lista de gays a lo largo de la historia hasta alguna de las películas modernas que abordan el tema de manera desenfadada y sin hacer un drama del asunto. También suele haber grupos de apoyo a padres en las asociaciones.

Recuerda que si no aceptan... en último término es cosa SUYA. Les corresponde a ELLOS cambiar su visión. No a ti.
Partes del artículo sacadas de blog gayzaragoza.blogspot.com



3 comentarios:

tatojimmy dijo...

..."qué dos hombres puedan hacer eso..."
Es cierto que muchas personas tiene esa concepción del amor entre dos hombres. Es una pena que no se queden con la palabra amor... que es una de las grandes palabras y conceptos del mundo, y se queden con el apellido. Parece que algunos siguen pensando que se debe amar, sí, pero de una forma determinada.

Ains.

en lo relativo a la salida del armario, yo creo que cada uno debe valorar su situación. Creo que no hay obligación de decírselo a nadie, como tampoco hay una obligación de callar, si uno se va a sentir mejor con ello. Para mí quizás, lo más importante es sentirse bien con uno mismo, aceptarse, y vivir su sexualidad con alegría. No sé.

besos.
muchos.
envueltos.

Fernando dijo...

¡Hola Tatojimmy!

Efectivamente, te doy la razón. Yo también soy partidario de que cada uno haga lo que le convenga con tal de ser feliz y sentirse bien consigo mismo, siempre, como no, valorando su situación, como bien dices, ya que cada persona es un mundo...

Un Abrazo!!!

Peace-for-ever dijo...

Estoy muy de acuerdo con lo que dice tatojimmy... No es una obligación en ninguno de los sentidos, es un derecho y una decisión personal y creo que tal como están las cosas hay que ser muy cauto y prudente, sobretodo en los centros docentes (CEIPs i IESs).

Un abrazo,

Josep

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

 
© 2011 Todos los derechos reservados