El Monstruo de la Variedad

Cuando el mundo se para, a veces, imagino si sería capaz de darme cuenta inmediatamente pero apenas pongo en marcha este pensamiento, el mundo reinicia la marcha y olvido dónde tenía guardada la cuerda para tan arriesgada escapada.

Llevo 4 días intentando concentrarme para estudiar pero siento cierta Caosmosis interior (que me perdonen por plagiar tan distingido vocablo de los amigos de Universidade Invisíbel) y huyendo de la responsabilidad de asumir los conceptos de la Grecia y Roma escultórica... asumo la responsabilidad de postear, aunque probablemente tenga menor repercusión social global que mi integración formativa en los cimientos de la cultura clásica.

Estoy en uno de esos momentos en los que un nuevo amor reemplaza el hueco que dejó el que fue el que le dió el sentido a la palabra, en los que "lo que fui" desaparece en el "lo que soy", en el que me encuentro poemas de amor que ya no me dicen nada.

Quiso la causalidad (sí causalidad), que tras varios clics sin rumbo específico llegara de repente a encontrarme con esto que escribí hace años:

Eh tú, mírame aquí y ahora, no te escondas
No te engañes, veo a través de tus inventos
Lo que somos me cabe en la palma de una mano
Tararea un Soul, mientras estés aquí no quiero que calles
y mires al horizonte, quiero que grites cada uno de tus pensamientos
quiero saber qué hay tras el profundo azul que hay tus ojos,
no me ocultes nada, no pierdas el tiempo, no quiero que duermas
que creas poder huir momentáneamente de lo que te aterra, no dudes,
quiero que lo abraces con valor, quiero la interpretación expontánea de los afectos.


En este nuevo nivel de complicación, de locura racional, de esta explosión de autenticidad en que se convierte la vida vivida con sinceridad, sin poses, te encuentras con asiduidad con pelis dificiles de ver porque rompen con la dulzura contidiana a la que el cine nos acostumbra, esas tramas con problemas mundanos, siempre teniendo que dar explicaciones.

Quizás estoy tan salvájemente distraido en mis pensamientos y tan infantílmente abstraido de mis responsabilidades estudiantiles, que el encuentro esporádico de films como: "Garçon estupide" me revuelve las entrañas, el humor ácido de "Les amours imaginaires" me hipnotiza, la carga dramática de "Yo maté a mi madre" me seduce, el retrato amargo del amor de "Juego de lágrimas"que me enamora, la transparencia de "Ladyboys" documental del 92 sobre el tercer sexo tailandés, la excesiva perfección straight-bi de "Patrik 1,5". la irreverencia y flipante "Gummo", el hiperralismo homo de "15", el pastiche de "Limbo", la valentía de "XXY"o la, como siempre, brillante puesta en escena de Van Sant en "Paranoid Park"....etc... sí, un prólogo excesivo para tan exigua recomendación cinematográfica... jajaja

2 comentarios:

Munani dijo...

De la lista de películas sólo he visto "XXY", la vi con mi prima y creo se traumó XD

Saludos!

Peace-for-ever dijo...

El mundo es movimiento continuo, mientras la tierra gira tú giras con ella. Imaginar el mundo parado como en un fotograma de una película es inventar otra realidad...

De esa lista solo he visto Paranoid Park y no sé que decirte...

Estudia mucho.

Un abrazo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

 
© 2011 Todos los derechos reservados